¿Quiénes somos?

El Colegio Profesional de Arqueólogos del Perú, creado por Ley N° 24575, es una entidad autónoma de derecho público interno, que representa a los profesionales arqueólogos de la República, de conformidad con lo establecido por la Constitución Política del Perú.

La sede central del Colegio se halla en la ciudad de Lima y queda autorizado para establecer órganos descentralizados regionales, departamentales y zonales, que se constituyen de acuerdo a las disposiciones estatutarias correspondientes.

La denominación breve del Colegio Profesional de Arqueólogos del Perú es “COARPE”, que tiene carácter nacional y su estructura es en forma descentralizada, en armonía con su ley. Se autogobierna como un sistema unitario, representativo y democrático.

El COARPE, es una institución creada con los siguientes fines y objetivos:

 En el ámbito Institucional:

  • Ejercer la representación profesional de sus miembros de acuerdo con las leyes y los estatutos del Colegio.
  • Fomentar la solidaridad institucional, a nivel nacional e internacional, de los profesionales arqueólogos.
  • Fomentar la solidaridad institucional, a nivel nacional e internacional, de los profesionales arqueólogos.
  • Emitir opinión, ser vocero de los colegiados y pronunciarse públicamente en el ámbito de política nacional, en lo correspondiente a la especialidad.
  • Garantizar el cumplimiento de las normas legales, estatutarias y reglamentarias que norman el ejercicio profesional del arqueólogo
  • Defender y velar por los derechos del Colegio y sus miembros, con excepción de los asuntos laborales que son reservados a los sindicatos.
  • Gestionar ante los poderes públicos las disposiciones que amparen el desarrollo y afianzamiento del Colegio y de sus miembros.
  • Colaborar con el Estado, con los gobiernos y organismos regionales y locales, con la empresa privada y con las organizaciones sociales en general, dentro de su competencia profesional, en los esfuerzos conducentes al desarrollo social, cultural y moral del país.
  • Colaborar con el sistema educativo nacional y con las instituciones científicas y técnicas, para una mejor profesionalidad, absolviendo las consultas que sobre asuntos de la profesión le sean formuladas.
  • Coordinar con las instituciones del Estado y privadas, que así corresponda, las acciones tendientes a poner en práctica los aspectos legales vigentes, sus modificaciones y propuestas referidos al Patrimonio Cultural.
  • Aprobar el reglamento que regula su régimen interno, elaborar y actualizar el registro de colegiatura de sus miembros, así como el padrón de miembros hábiles.

 En el ámbito Profesional:

  • Normar el ejercicio de la profesión del arqueólogo, velar por su cumplimiento y cautelar el ejercicio de la profesión.
  • Denunciar ante las autoridades competentes, el ejercicio ilegal de la profesión.
  • Emitir opinión técnica sobre asuntos de interés nacional referidos a problemas de Patrimonio Cultural a solicitud de las instituciones pertinentes.
  • Velar por el cumplimiento de las normas y disposiciones del Código de Ética Profesional.
  • Contribuir a perfeccionar el perfil profesional de arqueólogos, propiciar el desarrollo científico y tecnológico de la especialidad a través de la investigación, docencia y los demás aspectos del campo profesional.
  • Establecer la Tabla Mínima de Honorarios aplicables a cada una de las actividades de la profesión.

En el ámbito Cultural y Científico:

  • Establecer vínculos con entidades científicas del país y del extranjero relacionado con el campo de acción del trabajo arqueológico.
  • Propiciar el desarrollo científico de la arqueología en concordancia con los avances de las demás ramas del conocimiento humano.
  • Formular y establecer las normas que regirán el desarrollo de las actividades culturales y científicas de la institución.
  • Organizar cursos y eventos de perfeccionamiento en los diversos campos de la investigación arqueológica y propiciar viajes de estudio e investigación en el país y en el extranjero.
  • Promover la investigación interdisciplinaria dando especial preferencia al estudio de la realidad y problemas nacionales, contribuyendo a la difusión de los conocimientos de su campo profesional.
  • Incentivar la permanente investigación y puesta en práctica de tecnologías tradicionales de raíces prehispánicas que aporten a la solución de los problemas nacionales.
  • Promover la permanente superación cultural y especializada de sus miembros, así como su bienestar general.
  • Crear, en el marco de la ley, institutos o instancias destinadas a la investigación, capacitación y especialización de sus miembros, además de difundir y editar sus trabajos.
  • Mantener un centro de documentación e información especializado, que edite un órgano oficial del Colegio.
  • Realizar cada tres (03) años una Convención Nacional de Arqueólogos.

 En el ámbito Social:

  • Mantener estrecha relación con instituciones similares del Perú y del extranjero.
  • Participar de todos los esfuerzos conducentes al desarrollo económico, social y cultural del país.
  • Promover el espíritu de solidaridad y superación profesional entre sus miembros y prestarles apoyo en el ejercicio de la profesión.
  • Propender a que la profesión impulse un desarrollo sostenido con un turismo social, con la participación de la comunidad en el manejo y protección de nuestro Patrimonio Cultural.